Frío o calor para la columna: ¿qué hacer en tu espalda y cuello?