Lumbago o lumbalgia significa simplemente “dolor d espalda baja”.

Si le pagaste a un doctor para que te dijera eso… Yo entendería si quisieras que te devuelvan tu dinero.

La mayoría de los doctores están entrenados para darte un curso de tratamiento lo más simple y rápido posible.

Se parece un poco a la forma que los manuales de electrodomésticos tratan de resolver el problema:

Nota que en el inicio de este infográfico, no hay una verdadera intención de entender el problema.

Esto toma tiempo, y los doctores no tienen mucho tiempo… Además, más tiempo no garantiza que puedan entender el problema y saber qué hacer al respecto.

Y gran parte del problema tiene que ver con el tipo de educación que reciben los doctores a los que típicamente acudimos.

Si vas a un ortopeda o a un neurólogo, este tipo de doctores están muy capacitados para entender los procesos de dolor, el lugar del dolor, y como operar para resolver el problema en el lugar específico.

Lo que no están entrenados a hacer este tipo de doctores, es notar con detalle cómo te estás sentando, parando y moviendo.

Este tipo de especialidad no suele saber qué está ocasionando que tu cuerpo no tenga la estabilidad, movilidad, o balance necesario para poder funcionar bien.

Este es el tipo de trabajo que hacen los médicos de rehabilitación deportiva, o algunos fisioterapeutas o terapeutas de yoga que se han entrenado específicamente para entender todo esto.

Con esto no quiero decir que el trabajo de los ortopedas y neurólogos debe ser menospreciado. Es increíble lo que pueden hacer cuando se necesita “carpintería”.

Pero esa carpintería es muy riesgosa, costosa, y muchas veces totalmente innecesaria.

Qué te sugiero?

Lo ideal es ir a un profesional que te pueda ayudar a determinar por qué tienes dolor (en vez de alguien que te diga “tienes dolor”).

Pero si por alguna razón prefieres saltar este paso, o si quizás fuiste y no tienes todavía idea de qué hacer, te sugiero hacer ejercicios inteligentes para ayudarte a:

  • Fortalecer los músculos que más típicamente se debilitan en este tipo de casos
  • Estirar aquellos que casi siempre se acortan
  • Hacer todo esto con posturas que no irriten
  • Hacer todo esto con un programa gradual, que te ayude a fortalecer y entender como moverte desde lo más básico, y poco a poco pueda subir de intensidad.

Quieres empezar por algo suave, fácil y rápido?

Abajo te ofrezco una serie de correos con información que seguro te ayudará.

Suerte!

 

[mailmunch-form id="624373"]

Comparte con el mundo

Si la información te resulto de utilidad no olvides compartirla